25 cosas que (tal vez) no sabías sobre Trainspotting

Trainspotting-25-años

Este mes se cumplen 25 años del estreno de Trainspotting, la película que no solo marcó una nueva era en el cine inglés y rompió la taquilla global, sino que también catapultó a la fama a casi todos los involucrados, principalmente a su director, Danny Boyle, y al protagonista, Ewan McGregor.

Para festejar esta gran película, hicimos este listado de 25 cosas que tal vez no sabías sobre la gran Trainspotting.

1.- Actor de Método

Ewan McGregor en algún momento consideró inyectarse heroína para entender mejor el papel de Renton, incluso lo habló con Danny Boyle para que lo hicieran juntos. Al final descartó la idea cuando hizo su primera visita a una clínica de rehabilitación. 

-Publicidad-

 

2.- Hay que documentarse…

McGregor además leyó varios libros sobre adicciones (crack y heroína principalmente) además de acudir a grupos de recuperación y ayuda en adicciones. 

Te puede interesar:  Mejores parejas de director y actor en el cine

3.- …bajar de peso…

McGregor bajó 11 kilos de peso para interpretar el papel. Le tomó dos meses lograrlo y para ello comió en ese periodo sólo alimentos cocinados a la parrilla, sin grasa, y además reemplazó la cerveza por gin o vino. 

 

4.- …y cambiar de peinado.

A pesar de que para Danny Boyle la elección de Ewan McGregor era obvia, los productores no estaban muy seguros. En una junta, McGregor se presentó con muchos kilos menos, los jeans ajustados, la camisa sucia pero los productores le dijeron que faltaba algo. Salió de la junta, se fue a la primera peluquería que encontró y pidió que lo raparan. Regresó a la junta y violá, la película ya tenía a su Renton.

Renton-Trainspotting

5.- Se ve mal, huele bien

En la escena del “peor baño de Escocia”, lo que parece que es caca, en realidad se trataba de chocolate. ¿Menos mal?

 

6.- Spud era Renton

Antes de la película, la novela de Irvine Welsh fue llevada con mucho éxito al teatro. En ella, Ewen Bremmer interpretaba el personaje de Renton, pero como Danny Boyle ya había comprometido el papel a McGregor (ambos habían trabajado en la ópera prima de Boyle, Shallow Grave), el director le ofreció a Bremmer el papel de Spud. Una decisión muy afortunada porque Bremmer hizo absolutamente suyo aquel personaje.

 

7.- Se ve mal, es falso

Para las muchas escenas de agujas clavándose en el brazo de alguno de los chicos, se hicieron prostéticos, con todo y venas que sacaban sangre al entrar la aguja. La técnica también fue usada en Requiem for a Dream, otro clásico sobre adicciones.

Diane-Trainspotting

8.- “Felicidades, hija”

El día que a Kelly McDonald (Diane) se le ocurrió que era buena idea invitar a su mamá y a su hermano al set de filmación, ese día le tocó hacer la escena de sexo con McGregor. Nice.

9.- El que se fue a la villa…

Tommy McKidd no aparece en el set de pósters clásicos de la película porque el actor se encontraba de vacaciones cuando se sacaron las fotos. Pero cuentan que se la pasó muy bien.

 

10.- Speed

La película se terminó de filmar en tan solo siete semanas y media.

 

11.- #10

En 1999 fue nombrada la película #10 en la lista de las 100 Mejores Películas Británicas según el BFI.

Trainspotting-classic-poster

12.- El origen del título

Técnicamente, Trainspotting es un pasatiempo que se trata de adivinar cuándo llegará un tren a la estación. Pero esa no fue la razón por la que el escritor Irvine Welsh nombró así a la novela.  Welsh explica que un Trainspotting es algo que parece inútil para aquel que no lo disfruta, tal y como pasa con la droga.

 

13.- La primera y nos vamos

Debido al muy bajo presupuesto, la mayoría de las escenas se filmaron haciendo solo la primera toma. No había posibilidad de hacer una segunda, y por tanto, estaba prohibido equivocarse.

 

14.- Barata, pero no baratija

La película costó menos de 2 millones de libras esterlinas pero se convirtió en el gran éxito taquillero de 1996.

 

15.- Nunca digas no a una fiesta

Danny Boyle le pidió a Oasis una canción para el soundtrack pero ellos se negaron. No obstante, sí estuvieron presentes en la fiesta en Cannes por la premiere de la película. Se dice que Irvine Welsh y Noel Gallagher se amanecieron juntos, bebiendo, dentro de la piscina del Hotel Du Cap.

Oasis y Danny Boyle

16.- Una pequeña ayuda de los políticos

El senador de Estados Unidos, Bob Dole, criticó duramente la película porque según él “glorificaba el uso de las drogas”. Las declaraciones del senador solo ayudaron a que más gente quisiera ver la película. Luego de la controversia, Dole admitió que no había visto el filme.

 

17.- La condena de un imbécil

Irvine Welsh estaba fascinado con todo el escándalo que provocó Bob Dole. Decía que cuando escribes un libro o haces una película siempre esperas “la aprobación de la gente cool o la condena de un imbécil”. Con Trainspotting sucedieron ambas.

 

18.- Una película de John Hughes

El productor de la cinta, Andrew Mcdonald, en su momento declaró que para él Trainspotting nunca fue una película sobre drogas, sino sobre la cultura de los jóvenes en aquella época y lugar específico, “como una película de John Hughes”, decía.

 

19.- Gracias por el optimismo, Damon

Damon Albarn era amigo de Keith Allen (el que hacía el papel de dealer) y ambos fueron de visita al cuarto de edición. Les enseñaron la secuencia inicial, con el monólogo de Renton, y ambos coincidieron en que eso era demasiado, que la película jamás vería la luz.

 

20.- Otro que no es fan de Ken Loach (¡como Penny!)

El autor de la novela original, Irvine Welsh, recibió muchísimas ofertas para llevar a cine su libro. Cuando finalmente vendió los derechos a  Andrew Macdonald y John Hodge , solo pidió como condición que no hicieran una película semi documental tipo Ken Loach. 

 

21.- Homenajes a The Beatles

La cinta tiene múltiples homenajes a los Beatles: la toma que emula la portada del Abbey Road, cuando Renton es perseguido por los policías es una referencia a A Hard Day’s Night, la “Mother Superior” es una referencia a Hapiness is a Warm Gun, cuando están esperando el tren, se paran como en la contraportada de Sargent Peppers Lonely Hearts Club Band

 

22.- Kubrick y Scorsese

Más homenajes: la disco a la que van tiene inscripciones en la pared claramente inspiradas en el bar Moloko de A Clockwork Orange. En ese mismo bar se puede ver una imagen de Travis Bickle, de Taxi Driver.

23.- Las pinturas de Bacon

Según Danny Boyle, el “look & feel” de la película estaba inspirado en las pinturas de Francis Bacon, “un lugar que se encuentra entre la realidad y el horror”.

 

24.-  ¿Se ve o no se ve?

Según McGregor, en la versión para UK de la película, si se alcanza a ver su pene en la escena donde se quita la envoltura de Durex, pero en la versión norteamericana esa parte fue censurada.

 

25.- Cameo

Irvine Welsh, el escritor de la novela original, tiene un cameo en la película, es el dealer que le vende supositorios de opio a Renton.

Cameo-Irvine-Welsh